Inicio Actualidad Álvaro Almodóvar, el niño de Leganés que triunfa en el musical del Rey León

Álvaro Almodóvar, el niño de Leganés que triunfa en el musical del Rey León

"No pensábamos que íbamos a llegar aquí, pero si no lo intentas, no lo consigues" cuenta Pilar Caballero, la madre de Álvaro

por Redacción

A Álvaro Almodóvar, vecino de Leganés de 12 años de edad, siempre le ha gustado bailar. Empezó en una escuela de baile de Leganés, como una actividad extraescolar más . Pero ese espacio a él se le quedó pequeño porque, mientras el resto de los niños y niñas tenían que repetir una y otra vez los pasos para aprenderlos, él los asimilaba rápidamente. Así que le dijo a su madre, Pilar, que le buscara una escuela más profesional. De esa manera, empezaron en la Escuela de Artes Escénicas MARAND de Madrid, donde a su directora no se le escaparon las dotes innatas de baile de Álvaro y, a los 15 días, le ofreció a sus padres presentarle al casting del musical del Rey León, que lleva años triunfando en los teatros de la Gran Vía. Y esto a sus padres les dio un poco de vértigo porque el musical de El  Rey León era algo muy serio. Sí, Álvaro bailaba bien, pero según ellos, no sabía cantar. Y no sabía, era cierto, porque nadie le había enseñado, aunque tenía cualidades y bien timbre para el canto. Así que, dicho y hecho. En octubre del año pasado, Álvaro comenzó el casting del musical, que se ha alargado hasta el mes de mayo de este mismo año. Por medio, mucho trabajo y esfuerzo, y el sacrificio de toda una familia yendo todos los fines de semana a Madrid, con todo lo que eso conlleva porque además, Álvaro tiene una hermana más pequeña. «Pero no fue un casting duro» según nos cuenta Pilar, su madre, «porque tratan a los niños fenomenal. Los niños se lo pasan muy bien. Algunos días hacen juegos, llevan chuches… la gente del teatro les trata muy bien».

Durante esos meses, se iba haciendo selección y algunos niños dejaban de ir porque ya no contaban con ellos. Pero Álvaro seguía avanzando. Finalmente, Álvaro fue uno de los cuatro niños escogidos para representar el papel protagonista, el de Simba cuando es aún un cachorro. El sueño se hizo realidad cuando en mayo, después de mucho esfuerzo y trabajo, se levantó el telón y estrenó su papel en el musical en el teatro.

 

Pero el sueño no quedó aquí. Paralelamente, mientras hacía el casting para el musical, Álvaro también participó en el casting de una serie musical para público juvenil en una plataforma internacional. Un casting que también duró varios meses, de febrero a mayo, y en el que finalmente también han contado con él, grabando la serie musical este verano para su estreno en el próximo año.

Un contrato de trabajo y mucho mimo

Pilar cuenta que Álvaro tiene un contrato de trabajo «hasta el mes de mayo del próximo año. Este contrato ha sido supervisado por la Comunidad de Madrid a la que, además de todo el papeleo que se ha tenido que entregar, también le tenemos que hacer llegar las notas escolares de Álvaro, para que comprueben que su actividad no resiente a sus estudios. Los niños no pueden actuar más tarde de las 22h, salvo los viernes y sábados, por lo que los 7 niños que hay en el elenco, y que se van turnando para interpretar el papel, actúan en la primera parte del musical, terminando sobre las 21:15 h que es cuando les desmaquillan. Les tratan muy bien. Tienen una sala de descanso, pueden cenar, celebran sus cumpleaños, se hacen fotos con todo el mundo… Tiene un contrato de trabajo con número de la Seguridad Social pero a él eso le da igual, no le da importancia. Es un niño de 12 años que solo quiere cantar, bailar y subirse al escenario«.

Álvaro está muy feliz. Y sigue manteniendo esa fuerza de voluntad. «Si tenemos que ir al teatro vamos estudiando por el camino en el Metro y me dice ‘mamá, vamos a repasar’, porque él sabe que la Comunidad de Madrid consulta su expediente académico. Y a él le preocupa sacar buenas notas para que no le digan nada» nos comenta Pilar.  «Sus compañeros de clase están deseando que se estrene la serie musical, y mientras vamos contando cosas y detalles en una cuenta de Instagram que gestiono yo, con su opinión sobre las fotos que cuelgo, y eso le hace mucha ilusión, porque le siguen muchos compañeros del instituto Liceo San Pablo de Leganés, que es el que cursa sus estudios», nos cuenta su madre.

«Y él tan feliz. Yo me muero cada vez que le veo. Se me sale el corazón por la boca. No me acostumbro. Cuando se levanta el telón, el corazón se me sale y pienso ‘hay madre mía, que lo haga bien’, pero le veo a él que lo hace con esa naturalidad en el escenario, que la gente se pone en pie al final y les ovacionan, porque el espectáculo es muy bonito, pero es que gran peso de la primera parte lo lleva un niño y eso me emociona más«, comenta su madre.

«Álvaro ha trabajado mucho y ha sido durillo respecto al colegio, deberes, estudios y tal… Ha hecho muchas clases de canto, muchas horas de ensayo, los fin de semana en el Teatro sacrificados, pero era su ilusión, pero ahí estamos al final. No pensábamos que íbamos a llegar aquí, pero si no lo intentas, no lo consigues«, comenta con orgullo Pilar.

LEXUS Madrid Sur

También te puede interesar

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Si está de acuerdo acepta su uso. Consulte nuestra política de cookies para cambiar la configuración Aceptar Leer más

Adblock Detectado

Por favor, la publicidad es importante para nuestra existencia. Deshabilite el bloqueador de anuncios de su navegador